Posteado por: peregrinodelasrias | diciembre 25, 2011

Guía turística de Vigo: paseos por la costa y por la ciudad

Continúo con la pequeña guía para visitar Vigo. Hoy detallo qué es lo que en mi opinión más merece la pena ver en la ciudad propiamente dicha, distribuyéndolo en una serie de paseos. Para empezar, dejo un par de mapitas para situar las zonas de paseo. Después, por orden de más interesantes a menos, aunque para mí son todos imprescindibles, voy desgranando cada paseo (y no os olvidéis de los miradores, que ya comenté en la entrada anterior).

    

2.1- Paseo por el puerto deportivo, Montero Ríos, el muelle de los transportes de la ría y la plaza de Compostela. Para mi gusto el paseo más bonito es el que se puede dar en Vigo. Todas estas zonas son contiguas y se recorren en una hora o así. Se puede prolongar el paseo por la calle de “el Arenal” y por Rosalía de Castro, que en los tramos más cercanos al puerto tienen una zona de marcha/cenas/bares, el bonito edificio del antiguo rectorado, soportales modernos…

2.2- El “Casco Vello” (o sea, el “casco viejo”, la parte vieja de la ciudad). Está justo al lado del paseo del puerto deportivo, con lo que puede ser la continuación del paseo del párrafo anterior. Es un pequeño barrio, heredero del Vigo “original” (antes de que engullese a los pueblos vecinos). Es el típico pueblo antiguo gallego, de calles empedradas en granito, casas también en granito con ventanales grandes y blancos, etcétera. Allí es típico comer marisco (aunque tiene precios para turistas), y también es típico visitar el mercado de la piedra, curiosear por las tiendas alternativas, y tomarse un café/cerveza en alguno de los bares pijos de las placitas cercanas al antiguo ayuntamiento (de la Constitución, de la Princesa y también la puerta del Sol, aunque no sea propiamente del Casco Vello).

2.3- La playa de Samil: tiene unos dos kilómetros de largo, y un paseo marítimo que la recorre en toda su longitud. El paseo discurre paralelo al arenal de la playa, y queda separado de la carretera contigua por un pinar ajardinado, con varios parques y varias pequeñas pisicinas. También hay un tobogán acuático y varios bares, aunque por su situación también son caros. Por supuesto, las vistas desde este paseo marítimo son magníficas:  las islas Cíes, buena parte de la ría, las salidas de los barcos al Atlántico… y la isla de Toraya, que reconoceréis porque lleva encima el mayor estropicio urbanístico de la ciudad. Es el paseo más típico para los vigueses en invierno, y la playa más famosa de la ciudad. Tan famosa es, que casi no hay vigueses en la arena y en los parques, sino turistas portugueses y orensanos (Orense está a una hora en coche, y se dice que Orense “tiene playa, la de Samil :-). En verano está sobresaturada mientras hace sol, igual que el paseo. Pero una vez pasada esa saturación (invierno o hacia las ocho o así), es un paseo para enamorarse de la ciudad y de la ría. Y además de los bares que se encuentran junto al paseo, hay también algunos bares y discotecas al otro lado de la carretera.

2.4- Calles García Barbón, Príncipe y Urzaiz. Son otro paseo que está junto al del puerto y el casco vello, con lo que puede ser el complemento para estos y así terminar el día . Aquí están casi todas las tiendas, y también casi todos los edificios modernistas, que son quizás la arquitectura más interesante de la ciudad (aunque sin grandes alardes). En el paseo del Príncipe, es recomendable dejarse caer por el Museo de Arte Contemporáneo (Marco, os dejo aquí el enlace), que era una cárcel en tiempos. La entrada suele ser gratuita, y aunque las exposiciones suelen ser incomprensibles, el interior está muy bien reformado.

2.5 – Parque del castillo del Castro (o Chrarlie Rivel, aunque sólo “escucharéis” este nombre en los mapas). Es el parque del mirador de “El Castro”, que ya comenté en la entrada decidada a los miradores. Por tanto, si ya habéis pasado por el monte Alba, este paseo es bonito pero no tanto como los anteriores. Está un par de cuestas por encima del Casco Vello y de García Barbón, así que se puede ir de uno a otro si hay tiempo y ganas de patear. Y como indica el nombre, hay un castro celta en una de las faldas de la montañita donde está el castillo.

2.6 – Parque de Castrelos: es el parque más grande dentro de la ciudad (en las afueras hay montes completos a los que se les llama “parques forestales”, como el del mirador del Monte Alba). Dentro de él está el Pazo de Castrelos, con un pequeño museo de la ciudad, y que además es curioso por ser un “pazo”, la casona/palacio típica de los caciques gallegos. Los jardines contiguos son muy bonitos, ideales para dar una vuelta por ellos y pararse en el rincón que más os guste.


2.7 – Bouzas: era el pueblo más importante de los que engulló Vigo. La zona del puerto y su playa han quedado bastante bonitos después de su recuperación. Y desde hace poco, es una zona con algún bar/restaurante interesante.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: